Categoría – Aviones de Papel

AVIONES DE PAPEL

 

¿Cómo lanzar un avión de papel?

Muchas veces el constructor de un avión de papel siente la frustración de ver que su avioncito no vuela, que cae demasiado rápido.

A veces esto se debe a una mala fabricación, pero la mayoría de veces es a causa del mal lanzamiento del avión de papiroflexia. Por eso es importante que recuerdes una cosa, los avioncitos de papel se lanzan por encima de la cabeza.

Una vez que hayas dominado el lanzamiento, podrás hacer variaciones al adquirir una mayor habilidad con estos cohetes de papel.

Pero no empieces por el final, primero lánzalo suavemente sobre tu cabeza, y ya verás como vuela.

La importancia de la simetría del avión de papiroflexia

Al construir un avión de papel es importante hacerlo con calma y cuidado para que todas y cada una de sus partes, todos y cada uno de los doblados y cortes, sean simétricos.

Mientras más simétrico sea, más se sostendrá sobre el aire y más volará.

El doblado del avión de papel

El doblado debe ser firme, pulcro y dejar bien marcada la línea. Recuerda que las lineas marcadas son tu guía de trabajo y de ellas depende la simetría de tu avión.

Procura trabajar siempre sobre un espacio amplio, donde no se arrugue el papel.

No corras, sigue los pasos uno a uno. No dobles dos esquinas de golpe, siempre haz primero una y luego la otra.

Procura usar el dedo pulgar al marcar los dobleces. Si no tienes mucha fuerza en los dedos, no dudes en unas las uñas. Y por supuesto aunque no siempre es fácil procura tener las manos limpias cuando fabriques un avión de papel: la grasa, la tierra y otras cosas por el estilo afean el avión y merman la calidad de su estructura voladora.

Las Alas

Unas alas cortas dan más velocidad, pero menos soporte en el aire. Unas alas anchas dan más soporte en el aire, pero menos velocidad.

No hagas las alas demasiado cortas, porque el avión se irá a pique inmediatamente, ni tan anchas, que no te aguanten su propio peso.

El material

Los avioncitos de papel no requieren de mucho material ni de grandes gastos. Los modelos sencillos se hacen simplemente con una hoja de papel.

Otros, un poco más complicados requieren papel, un poco de cita adhesiva y unas tijeras. Y los más complicados pueden llegar a necesitar, además de papel, cinta a adhesiva y tijeras, hilo pegamento y un poco de madera ligera o de cartón.